Es posible que deba limpiar los auriculares periódicamente.

Limpie la banda para cabeza y los auriculares con un paño suave y seco.


 

Evite que entre humedad en las orejeras, el puerto USB-C o el conector de 3,5 mm.